¿Engorda el gluten?

La verdad sobre esta proteína, la industria alimentaria y tu barriga.

¿Engorda el gluten?

¿Crees que la pasta integral es sana? Quizás. Pero cada vez hay más expertos y deportistas que la consideran una trampa peligrosa. Están convencidos de que existe una sustancia insidiosa en el trigo y en otros granos que provoca que aumentes de peso: el gluten.

Evitar el gluten se ha convertido en un gran negocio que tiene sus inicios en Estados Unidos, donde ha habido un incremento aproximado del 30% anual en la venta de productos sin gluten entre 2006 y 2010, según un reciente estudio de mercado. En España, la Federación de Asociaciones de Celíacos (FACE) estima que más de 450.000 personas sufren esta enfermedad y sólo un 10% están diagnosticadas. ¿Suficiente mercado para las empresas alimentarias?

 

¿Qué es el gluten?

Se trata de una proteína que se encuentra en el trigo, la cebada y el centeno, así como en algunos aditivos que se emplean en alimentos comunes. Es el encargado de otorgar elasticidad a la masa y hacer que sea tan placentero degustar bizcochos. También está presente en muchos productos lácteos. Sin embargo, para las personas con celiaquía, comer alimentos con gluten puede desencadenar reacciones molestas, desde dañar el intestino delgado hasta causar diarrea, dolores abdominales, distensión abdominal, anemia y fatiga.

La celiaquía afecta a una de cada 133 personas, según una investigación llevada a cabo en 2003 por la Universidad de Maryland (EE.UU). "La celiaquía puede aparecer en cualquier momento de la vida, incluida la edad adulta. Es una intolerancia de la que se sabe cada vez más, pero no aparece en una edad determinada" advierte Rafael Codony, director del Departamento de Nutrición y Bromatología de la Universidad de Barcelona.. "No existe ningún tipo de cura, sólo se debe llevar a cabo una estricta dieta sin gluten de por vida".

Aunque no seas celíaco, cabe la posibilidad de que el gluten no te siente bien. "Los síntomas van desde el dolor abdominal hasta la no asimilación de los nutrientes por parte del organismo", indica Itziar Abete, investigadora del departamento de Ciencias de la Alimentación, Fisiología y Toxicología de la Universidad de Navarra. En caso de que creas que sufres estos síntomas, pide una cita a tu médico para comprobar si realmente tienes algún tipo de intolerancia.

 
Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.