Gana fuerza y mejora tu sexo

Para dar la talla en la cama se requiere potencia, resistencia y control. Este circuito especial te ayudará a conseguir la musculatura y la fuerza que necesitas.
Daniel Puigvert , 03-02-2017
Gana fuerza y mejora tu sexo
Gana fuerza y mejora tu sexo

Igual que muchos deportes, el sexo requiere unas piernas fuertes. La postura de la imagen lo demuesta a las mil maravillas. Para ponerla en práctica necesitas una combinación de fuerza isométrica en las piernas para sostener el peso de tu pareja, y suficiente potencia de reserva como para dar los empujones pélvicos.

Y no solo eso: si quieres estar a la altura y no hacer el ridículo, tendrás que sostenerla en vilo durante bastante tiempo, de manera que hace falta fuerza en los antebrazos y en los bíceps. Dejarla caer estaría fuera de lugar.

1. BRAZOS INVENCIBLES

Sentadilla y curl de martillo,10 repeticiones

Coge dos mancuernas medianas para simular el esfuerzo de sostenerla en vilo (no hace falta que las acaricies).

Haz un curl de martillo (un curl de bíceps pero con las palmas enfrentadas) y una sentadilla, sosteniendo las pesas en el punto más alto del curl mientras bajas. En la última repetición, aguanta la posición más baja durante 10 segundos.

2. CUÁDRICEPS PODEROSOS

Sentadilla completa, 5 repeticiones

Primero, una aclaración: aquí nadie está insinuando que tu novia esté gorda, pero lo que sí es cierto es que para levantarla y sostenerla en el aire vas a necesitar más aguante que el famoso conejito de Duracell.

Para eso precisamente te traemos este ejercicio: colócate una barra pesada sobre los hombros y haz una sentadilla profunda sin curvar la espalda. Tienes que bajar muy despacio (4 segundos aprox.) y subir de forma explosiva. Y dale, dale, dale...

3. GEMELOS DE ACERO

Sentadilla con elevación de gemelos, 20 repeticiones

Suelta las pesas y haz una sentadilla con los músculos del core apretados. Desde esa posición, expulsa el aire e incorpórate de forma explosiva, prolongando el movimiento hasta quedar de puntillas. Vuelve a apoyar las plantas de los pies y repite.


Haz este circuito tres veces seguidas, dos días por semana. La satisfacción está garantizada.

Te recomendamos

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.