Así te ayudaré a cambiar tus hábitos

Mi función durante este año será ayudarte a mejorar tus hábitos de vida para que consigas todos los objetivos que te propongas.

Me llamo Guille Andreu. Tengo 21 años y soy el Top Trainer de Men’s Health. Soy estudiante de Nutrición Humana y Dietética en la Universitat de València y me apasiona todo lo relacionado con el deporte, la salud y la alimentación enfocada a la mejora del rendimiento deportivo.

Decidí participar en el concurso Top Trainer de Men’s Health porque me siento muy identificado con los valores relativos al estilo de vida que propone la revista, y siempre había sentido admiración por todo el trabajo y esfuerzo que supone sacar adelante un proyecto tan grande como éste.

Ser el Top Trainer de Men’s Health implica saber cómo entrenar de forma adecuada y cómo usar la alimentación y los suplementos deportivos en tu favor. Y eso es lo que voy a tratar de trasladaros a partir de ahora en esta nueva sección de Men's Health. 

Alimentación sencilla y saludable 

La alimentación en mi caso es muy sencilla; elijo alimentos saludables y generalmente altos en fibra y proteínas, de modo que esto me ayude a mantenerme saciado durante mucho tiempo. La base de mi alimentación son las frutas, las verduras, la carne y el pescado. Son alimentos que me gustan y que me permitieron mantenerme en un déficit calórico, algo necesario para perder grasa y poder preparar las fotos que envié al casting de Top Trainer.

En cuanto a los suplementos deportivos, utilicé batidos de proteínas, comprimidos de cafeína de forma puntual y monohidrato de creatina. Los batidos de proteínas le dan a mi dieta ese toque dulce que me gusta tanto y además no contienen azúcar, y la creatina y la cafeína aumentan mi rendimiento deportivo, algo muy necesario sobre todo en aquellos días en los que el entrenamiento era más exigente de lo normal.

A la hora de entrenar, los entrenamientos dentro del gimnasio son mi opción habitual, aunque no son imprescindibles. Yo personalmente disfruto con el entrenamiento de fuerza enfocado en las series de muy alta intensidad con pocas repeticiones y descansos muy prolongados, y lo combino con entrenamientos de hipertrofia, de rangos de repeticiones ligeramente más altos y una intensidad menor, pero con descansos más cortos que me permitiesen generar un mayor estrés metabólico.

En ocasiones salgo a correr o asisto a clases de kickboxing, pero no es lo habitual, ya que, como he comentado, lo que realmente me gusta es levantar pesas.

Por lo general, el esqueleto de mi rutina de entrenamiento consta de ejercicios multiarticulares. Estos ejercicios son los que te permiten involucrar a una mayor cantidad de músculos en un mismo movimiento, de modo que me permitían ganar más resultados en menos tiempo. Esto es algo fundamental ya que tengo que combinar los entrenamientos con las clases, el trabajo y los vídeos que subo a mi canal de YouTube.

Algunos ejemplos de estos ejercicios son el press banca, los fondos en paralelas, el press militar, el remo con barra, las dominadas, las sentadillas o el peso muerto. Me gustan mucho porque al trabajarlos generas una respuesta hormonal mucho mayor que con ejercicios más analíticos como los curls de bíceps o las extensiones de tríceps y además te permiten ganar mucha más fuerza.

Todos estos ejercicios me permitían quemar una gran cantidad de calorías a lo largo de la semana mientras les daba a mis músculos el estímulo necesario para que no se atrofiasen, por lo que podía perder grasa sin que mi cantidad de masa muscular total estuviese en peligro.

 No olvides el descanso

Un último punto a tener en cuenta es el descanso. Si sigues una buena rutina de entrenamiento y te esfuerzas mucho pero no les das a tus músculos el descanso que necesitan, nunca crecerán. El descanso impacta en tu salud de muchas formas distintas, y si continuamente estás cansado no solo rendirás menos en el deporte, sino que además te costará mucho más perder grasa y ganar músculo.

Esto se debe a que aumentará mucho tu nivel de cortisol y sin embargo disminuirá tu nivel de testosterona, hormonas que, de forma resumida y entre otras funciones, destruyen y crean músculo, respectivamente.

Por tanto, siempre intento dormir como mínimo 8 horas, y los días que me es imposible intento compensarlo durmiendo una siesta esa misma tarde o durmiendo más durante el día siguiente.

Mi función durante este año será ayudarte a mejorar tus hábitos de vida para que consigas todos los objetivos que te propongas, siempre teniendo en cuenta la salud como uno de los pilares básicos. Ya sea para mejorar tu físico, tu rendimiento deportivo o tu vitalidad, no te pierdas los artículos de esta nueva sección.

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.