Cómo la subida del IVA puede obligarte a dejar de entrenar

Como muchos sabréis, a partir del próximo día 1 de septiembre sube el IVA. Este impuesto pasará del actual 18% al 21%, incrementando el precio de los productos y servicios en tres puntos porcentuales.
Guillermo Alvarado -
Cómo la subida del IVA puede obligarte a dejar de entrenar
Cómo la subida del IVA puede obligarte a dejar de entrenar

Como muchos sabréis, a partir del próximo día 1 de septiembre sube el IVA. Este impuesto pasará del actual 18% al 21%, incrementando el precio de los productos y servicios en tres puntos porcentuales.

Hay quien piensa que por tres puntos no pasa nada, o que se trata de un mal necesario para salir de la situación en la que nos encontramos. Lo que muy pocos saben es que, además del incremento, se han modificado las diferentes categorías por las que algunos productos y servicios tributaban al 8% (tipo reducido), y otros al 4% (superreducido para bienes de primera necesidad como pan y leche).

Uno de los servicios que pasan al régimen general, sufriendo una subida del 13%, son las instalaciones deportivas. Si, a partir del próximo uno de septiembre tu gimnasio subirá los precios un 13%. Evidentemente podrían no subirlo y soportar el incremento introduciéndolo en la misma cuota que estás pagando, tal y como van a hacer entre otros el grupo Inditex (conocido por marcas como Zara) o Benetton, pero en estos casos no tienen que soportar un 13%, sino un irrisorio 3% si lo comparamos.

Muy pocos gimnasios tienen un margen superior al 13%, lo que hace que, en caso de soportarlo, y no subir la cuota, no serán capaces de cubrir gastos obligándoles a medio plazo a cerrar. Tan solo pueden repercutir esta subida desorbitada al socio abriéndose dos posibilidades, pagar un 13% más por el mismo servicio, o bien dejar de ir al gimnasio. No hay que olvidar que este servicio, además de los evidentes beneficios físicos, también es utilizado por muchos para evadirse durante un rato de sus problemas y miserias diarias provocadas por una situación que, en la mayoría de los casos, nada han tenido que ver para provocarla.

Esta misma situación se da también en sectores relacionados por su capacidad evasora de la realidad como son los cines. ¿Qué nos queda si nos quitan los gimnasios y los cines?, ¿Qué podremos hacer para intentar por un rato olvidarnos de nuestros problemas? ¿Por qué el gobierno no ha tenido esto en cuenta? ¿Realmente es necesario este aumento degenerado de 13 puntos en algunos de los pocos sectores que algo de felicidad nos siguen aportando? ¿Tanto van a recaudar de las instalaciones deportivas? Preguntas todas estas a las que no les encuentro ningún sentido pero, ¿Qué voy a saber yo?, solo soy un entrenador.

Amplía la información sobre la subida del IVA y su influencia en la tarifa de los gimnasios con esta noticia, y deja tu opinión en nuestro foro.

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...