¿Cuánto deporte es demasiado?

Joaquina Belchi -
¿Cuánto deporte es demasiado?
¿Cuánto deporte es demasiado?



Se sabe que la inactividad física es el cuarto factor de riesgo cardiovascular más importante en todo el mundo. Según las recomendaciones mundiales sobre la actividad física para la salud que la OMS ha elaborado, para adultos entre los 18 y 64 años se aconseja que dediquen un mínimo de 150 minutos semanales de actividad física aeróbica moderada, o bien 75 minutos de actividad física aeróbica vigorosa cada semana, o una combinación equivalente de actividades moderadas y vigorosas.

Se resalta que, para obtener aún más beneficios para la salud, la actividad se puede aumentar hasta 300 minutos si es moderada o 150 si es intensa y que dos veces o más por semana, se realicen actividades de fortalecimiento de los grandes grupos musculares. Con el ejercicio moderado se producen una serie de cambios estructurales en el corazón para adaptarse a las necesidades (lo que se conoce como 'corazón de atleta').

La práctica de ejercicio de forma incontrolada, sin embargo, entraña riesgos. Una investigación liderada por un grupo de científicos españoles y publicada en 2011 en la revista científica Circulation señala que practicar actividades de resistencia de forma intensa y durante años podría ser, en algunos casos, perjudicial para el corazón. Esto se debe a que este tipo de ejercicios podrían provocar alteraciones en la estructura y función del corazón que favorecerían la aparición de arritmias y de fibrosis (tejido cicatrizal). Este riesgo potencial no afectaría a quienes practican ejercicio moderado de forma regular, sino a personas que pueden llevar haciendo una actividad muy intensa (como maratón, ciclismo o triatlón) durante 20 ó 30 años.

Por tanto parece que la intensidad y la duración del ejercicio (según un estudio publicado en The Lancet, 30 minutos al día de actividad física alargan la vida una media de cuatro años) podrían ser los factores que determinan su efecto positivo o negativo en nuestra salud, y que se obtienen beneficios cardiovasculares positivos si el ejercicio se realiza en dosis moderadas mientras que estos beneficios se pierden al subir en intensidad y en duración.

Sin embargo la OMS advierte que el peligro ocurre cuando no se realiza ningún tipo de actividad física.

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...