Cambiando de hábitos y de vida en 2015

Be2015, la agencia de publicidad de 2015, y el año próximo nos llamaremos Be2017 y luego Be2017... Ese es nuestro compromiso adaptarse a la realidad de cada año. Foto Carlos Pareja
Micky Ribera -
Cambiando de hábitos y de vida en 2015
Cambiando de hábitos y de vida en 2015

Be2015, la agencia de publicidad de 2015, y el año próximo nos llamaremos Be2017 y luego Be2017... Ese es nuestro compromiso adaptarse a la realidad de cada año. Foto Carlos Pareja

Ya han pasado 50 días del “año nuevo vida nueva”. Para algunos han sido días de dieta, de empezar inglés, de dejar de fumar, de beber o de volver (o iniciarse) en el ejercicio de forma regular.


Muchos de los que estáis leyendo este post habéis desistido y otros aún seguís demorando la decisión... ¿Hasta primavera?


Pero este post va dedicado a todos aquellos que habéis empezado “una nueva vida” y seguís en el intento. Felicidades!. No ha sido nada fácil, lo sé.


A los que habéis dejado los hábitos más nocivos y que más dependencia generan como el tabaquismo, el alcoholismo u el consumo regular de otras drogas, ánimo esto no ha hecho más que empezar. Es un cambio para toda la vida. Conozco gente muy cercana que después de años sin fumar, por "solo una caladita" vuelve en poco al paquete diario. Uno no deja nunca de ser bebedor o fumador.


Que sepas que la mayoría abandona a los pocos días. Mark Twain dijo: “Dejar de fumar es fácil; yo lo he hecho mil veces”.


21 días mínimo, 66 de media para empezar a cambiar


Maxwell Maltz (1889 -1975), cirujano plástico de la Universidad de Columbia, empezó a darse cuenta de un patrón que seguían sus pacientes: cuando les modificaba algún rasgo de la cara les llevaba 21 días acostumbrarse al nuevo aspecto. Observó también que el síndrome del miembro fantasma en los amputados seguía el mismo patrón de los 21 días. “Estos y muchos otros fenómenos observados comúnmente tienden a mostrar que se requiere 21 días para que una imagen mental establecida desaparezca y se consolide una nueva”, escribió Maltz en su libro Psycho-Cybernetics


Phillippa Lally, investigadora de psicología de la salud del University College London, dictaminó en 2009 que la media de tiempo que tardan las personas en convertir en hábito un cambio más saludable son 66 días. La mitad de los investigados desistió en su cambio de hábitos.


Según un estudio reciente en los check in de Facebook: Las personas con la resolución de año nuevo de comenzar, o hacer más ejercicio comienza a flaquear en la tercera semana de enero y caen un 10% en febrero. Este bajón se presenta después de un alza de más de 50% desde diciembre, a medida que la gente se propone perder peso o ponerse en forma.

Mis cambios:

Yo he cambiado también de vida con el año.  En 2 facetas: 


1.- Cambio de trabajo. He dejado la dirección de la agencia de comunicación Globally para iniciar un proyecto apasionante en el ámbito de las nuevas tecnologías. 


Es lo que llaman dejar nuestra área de confort y afrontar aquello que realmente deseamos hacer.


Yo he dejado mi empresa (en las buenas manos de mis socios y amigos) tras 11 años de próspero negocio con clientes y equipo fidelizados. No es una decisión nada fácil os lo aseguro.


Y hemos empezado el año creando una nueva agencia de publicidad Omnicanal con ADN digital y mobile. Nuevos socios, nuevo equipo, nuevo sector, nuevos clientes y nuevos proyectos. Be[2015] nace con la vocación de innovar y adaptarse a la realidad de cada día. Ante un entorno en cambio constante no queda otra solución. Como hacer una publicidad de personas para personas basada en la tecnología. En esto creemos.




Be2015, la agencia de publicidad de 2015, y el año próximo nos llamaremos Be2017 y luego Be2017... Ese es nuestro compromiso adaptarse a la realidad de cada año. Foto Carlos Pareja En Be2015, la agencia de publicidad de 2015, y el año próximo nos llamaremos Be2016 y luego Be2017... Ese es nuestro compromiso adaptarse a la realidad de cada año. Y adaptar nombre, web y logo. Foto Carlos Pareja

El cambio de trabajo es una de las principales causas de estrés tras la muerte de un ser querido, la pérdida de empleo y los amores y desamores. Y os aseguro que requiere mucha energía. Por ello seguí el consejo de amigos y me tomé 15 días de descanso antes de lanzarme al nuevo proyecto. Desconexión total y un plan de limpieza de cuerpo y mente en un balneario que me sentaron de maravilla y me han permitido afrontar esta nueva etapa con la ilusión necesaria.


2.- Estética dental.


Este ha sido el propósito que llevaba 40 años posponiendo y que por fin he iniciado. He decidido hacerme la ortodoncia. Pero la más estética. El sistema ®Invisaline  (realmente es invisible) de la mano del prestigioso Doctor Carlos Saiz especialista en estética dental.


En el próximo post os contaré en detalle el proceso, y el por qué de mi elección pero, básicamente mi dentadura, aparte de poco estética, estaba empezando a causarme problemas de salud y con el deporte. Con este método, además de ser completamente indoloro, la gente de mi entorno (empleados, clientes o alumnos) no nota nada extraño. Una auténtica revolución para los que tenemos una vida social compleja y una dentadura irregular.




Foto en la Cínica del Dr. Saiz con la ortodoncia invisible Foto en la Cínica del Dr. Saiz con la ortodoncia invisible

Como decía al principio si eres de los que empezaron el 2015 con el propósito de cambiar algo que no funcionaba y sigues en ello mis respetos, mi ánimo y mi felicitación. No pares ahora. Superados los 66 días habrás superado otra barrera. Si eres de los que han abandonado o no se ha atrevido, cualquier día es bueno para empezar a cambiar. ¿Por qué no mañana?


Por @mickyribera

Te recomendamos

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Lo retro está otra vez aquí, ¡y este complemento no podía ser menos!...