¡El verano ya llegó!

La llegada del calor hace que nos replanteemos el uso de algunas prendas de ropa que tenemos en nuestro armario, ya sea por comodidad o porque preferimos un estilo más desenfadado que de costumbre. A continuación te damos un par de consejos básicos para que te sientas cómodo y acorde con tu estilo sin perder  elegancia.
Elisabet Olivé -
¡El verano ya llegó!

La llegada del calor hace que nos replanteemos el uso de algunas prendas de ropa que tenemos en nuestro armario, ya sea por comodidad o porque preferimos un estilo más desenfadado que de costumbre. A continuación te damos un par de consejos básicos para que te sientas cómodo y acorde con tu estilo sin perder  elegancia.

Opta por prendas versátiles y combínalas de distintas maneras. Por ejemplo, una  bermuda puede ir bien con una camisa, con una camiseta o con un polo, de igual forma, unos vaqueros son fácilmente combinables y permiten jugar con los colores y texturas, así que aprovecha estas prendas y compleméntalas en función de la imagen que quieras transmitir según el lugar, el momento y la ocasión.

Si quieres reflejar una imagen de seguridad y seriedad, evita camisas estampadas y de cuadros, además de tejidos que se arruguen, como el lino o el algodón. Si por el contrario, prefieres proyectar una imagen seria y segura pero a la vez más accesible y cercana evita tejidos muy rígidos y colores muy oscuros. Una buena opción, en este caso, son las deportivas ya que aportan jovialidad y dinamismo.

Y recuerda:

Aunque sea verano y quieras vestir más cómodo no debes descuidar tu imagen personal.

Saludos desde  Quémepongo

Te recomendamos

La lista negra de lo que nos esperan en las estanterías del "súper"...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...