MOTIVACIÓN fase 1: elección de un reto

El invierno ha llegado antes de lo habitual. Después de una larga temporada que como siempre ha pasado volando y tres semanas de descanso que han pasado a la velocidad del rayo, ha llegado el momento de poner los pies en el suelo, ponerse los guantes y empezar a mover pesos. Un amigo mío decía que en los gimnasios se mueven más toneladas que en los puertos. Una vez conocí a un estibador del puerto de Barcelona y me dio algunas cifras sobre lo que pesa un contenedor de los que atestan las bodegas de los barcos de mercancías, y me pareció que mi amigo exageraba, pero por lo que he visto estos días en el DiR, quizás no andase tan desencaminado...
Sergio Fernández Tolosa -
MOTIVACIÓN fase 1: elección de un reto
MOTIVACIÓN fase 1: elección de un reto

El invierno ha llegado antes de lo habitual. Después de una larga temporada que como siempre ha pasado volando y tres semanas de descanso que han pasado a la velocidad del rayo, ha llegado el momento de poner los pies en el suelo, ponerse los guantes y empezar a mover pesos. Un amigo mío decía que en los gimnasios se mueven más toneladas que en los puertos. Una vez conocí a un estibador del puerto de Barcelona y me dio algunas cifras sobre lo que pesa un contenedor de los que atestan las bodegas de los barcos de mercancías, y me pareció que mi amigo exageraba, pero por lo que he visto estos días en el DiR, quizás no andase tan desencaminado...

[caption id="attachment_884" align="alignleft" width="300" caption="Nuevo año, nuevos retos..."]

Yo sigo en busca de un reto que me motive a ir cada día al gimnasio (día sí, día no, en realidad) a mover esos pesos. Al margen de los dolores y agujetas de los primeros días, la cosa funciona. Me siento más recto, camino más recto, me noto más tonificado... Para motivarme, sin embargo, he necesitado plantearme un reto para el 2011, que necesariamente ha de tener fecha y ha de ser público. Si te marcas un objetivo secreto y sin una fecha determinada, corres el riesgo de dejarte llevar, de olvidarlo en el camino... Otro consejo: que sea en EQUIPO. Así la motivación se nutre de la responsabilidad que conlleva compartir con tus amigos un objetivo común. Así es más fácil acabar todas las series, controlar la técnica en cada movimiento, estirar al final... Yo aún estoy decidiéndome, pues el elenco de posibles retos es casi infinito, pero con lo que más fantaseo es con participar en las 24doce, una carrera de mountain bike de 12 o 24 horas. A ver qué le parece la idea a Serafín (Zubiri). A mí de momento me sirve para fantasear mientras muevo el cuerpo, que, la verdad, empezaba a enquilosarse un poco. Es curioso, a la que paras unas semanas empieza a dolerte todo... Y en cambio, en movimiento, todo fluye mejor.

Te recomendamos

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Ha llegado la hora de ponerle fin al problema y optar por el microinjerto capilar en ...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...