Quesadillas de pollo y pavo con mozzarella

Francesc Gascó -
Quesadillas de pollo y pavo con mozzarella
Quesadillas de pollo y pavo con mozzarella



 

La versatilidad de unas buenas tortillas de clara de huevo y harina de avena o harina integral no es poca. En esta ocasión, vamos a ver cómo usarlas para preparar unas quesadillas con pollo, pavo y mozzarella. Antes de que os llevéis las manos a la cabeza, ¡dejad que me explique! La mozzarella es un queso bastante suave y tierno, por lo que no es especialmente graso. Cuanto más fuerte o curado es un queso, mayor cantidad de grasa tiene. ¡Y creedme, es un palo para mi, que amo los quesos fuertes y apestosos! Así que la mozzarella, como el queso fresco, son nuestros aliados. Además, en los últimos años se han comercializado variedades light de mozzarella y queso fresco, de modo que estad tranquilos. Quedando esto resuelto, vamos a ver la receta de hoy.

 

Ingredientes

3-4 claras de huevo (las venden envasadas, no hace falta que uses huevos enteros)

75 gramos de harina de avena (en su defecto, puedes usar unos 30g de harina integral de trigo y añadirle copos de avena enteros)

2 solomillos de pollo o un filete de pechuga

Fiambre de pechuga de pavo en lonchas o en dados

Dos unidades de mozzarella fresca (si la encuentras baja en grasa, mejor)

1/2 cebolla morada

2-3 champiñones

Albahaca fresca

Orégano

Sal y pimienta

Aceite de oliva

Necesitarás también una batidora y el vaso de batir y una sartén antiadherente (las sartenes para crepes y tortitas vienen genial).

Preparación

En el vaso de batir, vierte las claras de huevo y la harina de avena (o la harina integral de trigo y los copos de avena enteros).

Selecciona velocidad baja en la batidora y bate todo el contenido hasta que quede una masa uniforme. En el caso de usar copos enteros, bate hasta que se reduzcan de tamaño.

Calienta a fuego medio la sartén con unas gotas de aceite. Si tienes aceite en spray, mejor. Cuando esté caliente, vertemos la mezcla de claras y avena poco a poco, extendiéndola, hasta que cubra toda la superficie de la sartén. Tapamos la sartén y dejamos que se cocine poco a poco. Cuando vemos que tiene aspecto de haber cuajado, le damos la vuelta y dejamos que se dore el otro lado por unos segundos. Repetimos las veces que haga falta si nos ha sobrado mezcla para la masa. Con esto tenemos las tortillas de las quesadillas preparadas. No te asustes si ves que al enfriarse se arrugan los bordes, es normal.

Cortamos el pollo en tiras y lo salpimentamos. Volvemos a añadir unas gotitas de aceite de oliva a la sartén y doramos las tiras de pollo. Ojo, no las dejemos más tiempo en la sartén, o se secarán demasiado. Podemos cortar tiras del fiambre de pavo y saltearlas junto con el pollo.

Laminamos los champiñones y los salteamos en la sartén del mismo modo. ¡Incluso podemos ahorrar tiempo añadiéndolos al pollo y pavo!

Cortamos la mozzarella fresca en lonchas, todo lo finas que podamos. Sobre la mitad de una tortilla colocamos la mitad de lonchas de mozzarella, y colocamos encima las tiras de pollo, pavo y champiñones. Añadimos unas hojas de albahaca, un par de lonchas de mozzarella y doblamos la tortilla. ¡Ojo, no la llenes mucho o no habrá manera de cerrarla! Repetimos este procedimiento para todas las quesadillas que nos salgan con lo que hemos preparado.

Por último, doramos en la sartén las quesadillas ya montadas. Con la sartén precalentada a fuego medio-bajo, colocamos una o dos quesadillas y tapamos para que se concentre el calor y se derrita la mozzarella de su interior. ¡No te asustes si ves que suelta agua, es normal en los quesos frescos! Cuando esto ocurra, dale la vuelta para que se dore por el otro lado. ¡Y listo!

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...