Ese jersey, ¿lo lavo en casa o en la tintorería?

A la hora de lavar tu ropa, mejor fíjate de qué está hecha antes de decidir cuál es la mejor acción.
Sebas Coll / Imágenes de Travis Rathbone -
Ese jersey, ¿lo lavo en casa o en la tintorería?
Ese jersey, ¿lo lavo en casa o en la tintorería?

Cuando tus prendas se ensucian, sabes qué hay que hacer: enviar tus prendas más preciadas a la tintorería y el resto, lavadora que va. A la vez piensas que quizá tengas suerte y los bordes queden sin amarilleces y los jerséis no hagan bolas....

La tintorería es lo más fácil, llevas tus cosas, te dan el resguardo y listo. Sin embargo, ¿es buena para todas tus prendas? Probablemente no. De hecho, dejar tu ropa con los profesionales de la limpieza, en realidad podría acortar su vida.

Con unas pocas excepciones, la mayoría de tus mejores artículos se pueden lavar en casa, incluyendo suéteres de cachemira, camisas de lino e incluso algunos pantalones de lana.

CAMISAS Y CAMISETAS

Con botones

La limpieza profesional puede significar someter tus camisas a jabones y productos agresivos. Y luego se planchan en una prensa grande y pesada que, en algunos casos, puede aplastar los botones, además de desgastar de la pieza si el operario no tiene cuidado.

Así que lava esa camisa por ti mismo después de ponértela, a menos que seas de los que usan una camiseta debajo, en cuyo caso la puedes llevar dos o tres veces antes de lavar.

En cualquier caso, lávalas si notas alguna decoloración alrededor de los puños, el cuello o las axilas. En caso de necesitarlo, gira la camisa del revés y suavemente trata aquellas áreas con algún producto especializado antes del lavado. A continuación, lava en agua caliente con un ciclo delicado y cuélgala a secar. (¡No uses la secadora!)

Para un acabado perfecto, envíala a la lavandería sólo para que la planchen. O plánchatela tu mismo y a continuación, cuélgala en una percha de madera o de plástico; las de alambre pueden estirar la tela dejando un pliegue en el hombro.

Y, sobre todo... ¡no te acerques al armario, que causa arrugas!

Camisetas

Si tu camiseta preferida se ajusta a ti a la perfección, no la expongas a altas temperaturas, podrías reducir y degradar sus fibras.

Ponla del revés, lávala con agua tibia (el detergente adecuado será suficiente para limpiar y refrescar esta ropa),  después cuélgala para secarla y que mantenga su forma. O usa la secadora con una temperatura baja.

Publicidad

PANTALONES

Denim

No escuches a los que dicen que nunca lavan sus pantalones vaqueros, porque se echa a perder su identidad. (¡Y tampoco te acerques demasiado a ellos!).

Si deseas que la tela de algodón mantenga su color, lava a mano. Colócala en un barreño con suficiente agua a temperatura ambiente hasta cubrirla; añade unas gotas de detergente líquido, mezcla con las manos, y déjala en remojo durante cinco minutos. Retira, enjuaga y cuélgala para secar.

¿Está demasiado rígida? Métela en la secadora con un par de pelotas de tenis y dales aire seco (sin calor) durante 30 minutos. Esto ablandará la tela y devolverá su textura de algodón de nuevo. (Primero asegúrate de que está completamente seca para evitar que se encoja.)

Algodón

Las fibras de algodón son complicadas. Para que puedas lavar tus chinos favoritos como lo haces con tus camisetas, dales la vuelta de adentro hacia afuera para exponer la suciedad del cuerpo y pon la lavadora con agua caliente.

Cuélgalos para que con el secado no pierdan la forma y el ajuste.

Lana

Si los pantalones llevan forro, corren mayor riesgo de que se contraigan durante el ciclo de centrifugado y la mejor opción es la limpieza en seco.

¿Sin forro? Fácil, lávalos en casa. Pero recuerda, la lana es un tipo de pelo: usa agua fría en un ciclo delicado y luego cuélgala para secar.

Publicidad

TRAJES

Lana

Un traje de lana tiene una estructura y un forro, por lo que se debe limpiar en seco, pero sólo una vez de cada tres o cuatro veces que lo lleves puesto.

Entre limpieza y limpieza, cuelga la chaqueta en una amplia percha para mantener su forma. Si se observa una mancha, agarra un paño suave y quítala (pero no frotes); luego lleva el traje a la tintorería.

Al final de cada temporada, toma tus trajes para una limpieza final y guárdalos en bolsas de algodón para ropa, que son transpirables. Asegúrate que no quedan manchas para que no se incrusten de forma permanente. Ten cuidado con los insectos que pueden anidar ahí y comer tu ropa.

Algodón

Tus trajes de algodón son más absorbentes que los de lana, pero requieren el mismo cuidado.

Cuélgalos después de cada uso y llévalos a la tintorería cada tres o cuatro usos. Aplicarán tratamientos localizados, según sea necesario. Lleva siempre ambas piezas del traje juntas, incluso si una no parece que lo necesite, así los colores se mantendrán igualados.

Entre las limpiezas, puedes planchar la chaqueta y aplanar el pantalón por tu cuenta.

Publicidad

JERSÉIS

Cashmere

La limpieza en seco dañará las fibras de cashmere y tu suéter durará más tiempo si se lava en casa.

El lavado es bueno para sus fibras, ya que sacan sus aceites naturales.

Hazlo a mano o en la lavadora (dentro de una bolsa de malla). Usa agua fría para preservar la forma y el color.

Para secar, déjalo sobre una toalla y enróllalo para exprimir el exceso de agua; luego desenrolla, ponlo de otra vez estirado y quedará como nuevo tras una noche al aire. Guarda los suéteres doblados, las perchas dan de sí los hombros.

Lana y algodón

Ambos materiales son lo suficientemente resistentes como para hacer frente a un ciclo de centrifugado, siempre y cuando se utilice un ajuste delicado y agua fría para minimizar la contracción.

Ya secos, guárdalos de la misma que el cashmere, olvídate de las perchas que los deforman.

Publicidad
Te recomendamos

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Ha llegado la hora de ponerle fin al problema y optar por el microinjerto capilar en ...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...