Abdominales a golpe de cajón

Cómo lucir abdominales con ayuda de una kettle y un cajón
MARTÍN IRAOLA -
Abdominales a golpe de cajón
Abdominales a golpe de cajón

Sinceramente, las rutinas de abdominales son un aburrimiento. Los crunches son repetitivos y las planchas monótonas. Afortunadamente, esta sentadilla es una manera gratificante de entrenar el core con la que mejorarás tu movilidad y tu arsenal de ejercicios molones. Además, cualquiera puede ejecutarla.

Al afrontar un pistol squat de alto calibre puedes quedarte con cara de perdonavidas ante una repetición fallida. Pero es precisamente la inestabilidad de este ejercicio a una sola pierna la que consigue la activación necesaria del core para esculpir abdominales. El cajón es un buen aliado. Al permitirte hacer una sentadilla más profunda, te ayuda a activar los abdominales durante más tiempo sin tener que abrir en primer lugar los flexores de la cadera. Además, las dos pesas rusas de carga frontal fuerzan a tu core a trabajar más tiempo para mantenerte recto, activando más fibras musculares para crecer más rápidamente. Hacerlo bien a la primera es prácticamente imposible.

Apunta bajo El objetivo de este ejercicio es controlar el movimiento durante todo su recorrido, ya que eso es lo que realmente activa el core. Haz tres series de 10 repeticiones con cada pierna, tres veces a la semana, para conseguir abdominales a prueba de balas antes de que llegue el verano. Apunta y dispara.

Abdominales a golpe de cajón

Abdominales a golpe de cajón

Paso arriba Comienza poniéndote de pie sobre el cajón con una kettlebell en cada mano y un pie fuera del borde. Levanta las pesas hasta la barbilla y mantén el equilibrio. Apunta Concéntrate en un punto fijo delante de ti para mantenerte firme. Ahora, con la espalda recta, dobla la pierna de trabajo y echa hacia atrás la cadera para realizar una sentadilla profunda.

Abdominales a golpe de cajón

Abdominales a golpe de cajón

Dispara Cuando los dedos del pie toquen el suelo, tensa el core y los glúteos para volver a la posición de inicio de manera explosiva. Cuanto más activado esté tu core, más fácil te resultará mantener el equilibrio al subir. Recarga Una vez arriba, haz otras nueve repeticiones y cambia de lado. Permitir que las piernas descansen ayuda a mantener la estabilidad sin tener que dar descanso al core.

También te puede interesar

Prueba con estos tres ejercicios para tener abdominales

Te recomendamos

La lista negra de lo que nos esperan en las estanterías del "súper"...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...