No te aburras corriendo

¿Te aburre el running? ¡Acaba con las excusas y sal a correr!
Men's Health -
No te aburras corriendo
No te aburras corriendo

Correr puede ser muy aburrido. Usa estos consejos para motivarte y llegar a lo más alto.

Baja el ritmo

¿Vas a correr mucho? Evita el aburrimiento corriendo 4 minutos y luego caminando 30 segundos. Te recuperarás más rápido y podrás acabar antes.

Golpea como un ninja

Escucha el ruido de tus zancadas: ¿Un ninja? Bien. ¿Un elefante? Mal. Échate un poco hacia delante. Caerás sobre la punta de los pies.

Corre por una causa

Es un gran incentivo. Hoy en día, con las redes sociales, puedes obtener apoyo de familiares y amigos sin que invadan tu espacio.

Búscate compañía

Si descubres a una corredora que te parezca interesante, hazle algún cumplido sobre su zancada o sus zapatillas. O apúntate a un club.

Cómete las cuestas

Aumenta el ritmo de movimiento de los brazos, como si estuvieras subiendo por una cuerda a toda velocidad. Y levanta más las rodillas.

Vence la negatividad

Si tienes un momento de flojera, prueba a contar tus pasos. Cuando llegues a 100, vuelve a empezar de cero. Puede ayudarte a olvidar tus problemas.

Créate un mantra

Que sea algo breve, positivo e instructivo. Por ejemplo, para combatir la fatiga cuando te enfrentas a una cuesta, puede ayudarte pensar: “Clava las garras en el suelo”.

Da potencia a tu zancada

Si te cansas durante una carrera o mientras haces intervalos y necesitas un estímulo mental, imagínate que corres sobre brasas ardiendo.

Aprovecha el tiempo en la cinta

El ritmo de la cinta continua potencia la concentración. Puedes usar una carrera suave para prepararte una presentación.

Te recomendamos

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Lo retro está otra vez aquí, ¡y este complemento no podía ser menos!...