Las mayores amenazas para tu dieta

De entre todos los alimentos que quieren aparte de tu camino, estos son los 5 que deberías evitar por todos los medios
Cindy Cuzma -
Las mayores amenazas para tu dieta
Las mayores amenazas para tu dieta

Si estás siguiendo una dieta, ya te habrás dado cuenta de que los enemigos están por todos lados. De entre los muchos que quieren apartarte del camino que te has propuesto, estos son los cinco que deberías evitar por todos los medios:

ENEMIGO 1: LA ANSIEDAD

Cuando estás nervioso, irritable o ansioso comes más y no precisamente frutas y verduras. Piensa que la comida sólo te relajará de forma momentánea, sin resolver realmente nada.

ENEMIGO 2: LOS FRITOS

Decántate por los alimentos cocinados de la forma más simple posible (a la plancha, al vapor…). Nada de comidas con mantequilla, rebozadas, fritas o gratinadas. Y en cuanto a las salsas y aliños, pídelas a parte para poder controlar lo que tomas.

ENEMIGO 3: LA AVARICIA

No tienes que comerte todo lo que te pongan; de hecho, no pasa nada si sólo tomas un único plato. No tengas miedo de preguntar si disponen de medias raciones o pedir que te sirvan poca cantidad. Y prohibido repetir.

ENEMIGO 4: LA FALTA DE EJERCICIO

El ejercicio es tu mejor aliado a la hora de evitar engordar. Si no tienes mucho tiempo, ve andando al trabajo (5 cal/min) o sube las escaleras a pie (17 cal/min). Piensa que cuanto más músculo y menos grasa acumules, más fácilmente perderás.

ENEMIGO 5: LOS POSTRES

Una de las mejores formas de ahorrar calorías cuando sales a comer fuera es compartir el primer plato con otro u otros comensales. De la misma forma, si por mucho que lo intentas no te puedes resistir al postre, pide una ración para varios.

Te recomendamos

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Lo retro está otra vez aquí, ¡y este complemento no podía ser menos!...