La dieta del chiringuito

¿Quién dijo que las tapas eran incompatibles con perder peso? Échale mano a estos 10 consejos y mantén la barriga a raya este verano
Men's Health -
La dieta del chiringuito
La dieta del chiringuito
1. PIDE MARISCO FRESCO

Da igual que te lo traigan cocido o a la plancha, lo importante es que sea fresco. Acompáñalo con un chorrito de aceite o de limón, nunca con salsas calóricas como son la mayonesa, el alioli o la salsa rosa.

2. COME VERDURAS

Qué mejor que una deliciosa ensalada de verduras para combatir los calores estivales. También puedes tomarlas cocinadas a la plancha, con un poco de aceite y ajo.

3. MATA EL HAMBRE CON ENCURTIDOS

Piensa que cinco o seis aceitunas equivalen a una cucharada de aceite. ¡Así que nada de matar el hambre con pan con aceite!

4. MEJOR VINO QUE CERVEZA

Y si es con gaseosa mejor que mejor. Terminantemente prohibido: la cerveza y los refrescos.

5. EL GAZPACHO, SIN PAN

Además, también puedes sustituir el gazpacho por sopas frías como la de melón o la de remolacha.

Publicidad
6. INCLUYE ENSALADAS EN TU DIETA

Y tómalas siempre en todas las comidas; aliñándolas con moderación, claro está.

7. APUESTA POR LAS BRASAS

¿Qué mejor que una parrilla para hacer tus pescados y carnes? Si no tienes, mejor el horno que la sartén.

8. DE FRUTA POSTRE

Compensa las comidas copiosas con cenas ricas en proteínas, lácteos desnatados o fruta.

9. REFRÉSCATE CON HELADOS DE HIELO

Si no puedes evitar la tentación de tomarte un helado, elige uno de hielo, que tiene menor contenido graso.

10. HAZ DEPORTE

Y combate el sedentarismo estival haciendo 45 minutos de ejercicio diario o largas caminatas en la playa.

Publicidad
Te recomendamos

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Lo retro está otra vez aquí, ¡y este complemento no podía ser menos!...