Piensa (y asa) en verde

Protege tus verduras del fuego vivo. Te revelamos algunos trucos y técnicas que te conducirán a un éxito seguro.
Raúl Gorrías -
Piensa (y asa) en verde
Piensa (y asa) en verde

Calabacín

Si cortas el calabacín en rodajas, no te resultará fácil voltear los trozos y algunos acabarán cayendo en el carbón. Es mejor que lo cortes de manera longitudinal con un espesor de unos siete centímetros, así podrá mantenerse en la parrilla sin deslizarse entre las barras. No lo cocines de más e intenta hacerlo crujiente pero tierno.

Calabacín

Publicidad

Patatas

Resulta difícil cocinar los vegetales densos de tal manera que queden tiernos sin quemarlos, así que precocínalos. Elige una variedad pequeña y de textura cerosa como las patatas nuevas, las patatas púrpura o las alevines. Córtalas a la mitad y cuécelas en agua salada hasta que estén casi tiernas, entre unos 5 u 8 minutos. Sécalas, cúbrelas de aceite de oliva con la ayuda de un pincel, aderézalas y ásalas hasta que tengan un aspecto dorado, entre 3 y 5 minutos.

Patatas

Publicidad

Espárragos

Cuando se asan estos tallos delgaduchos, muchos trocitos se pierden bajo la parrilla. Haz lo siguiente: separa las puntas leñosas y hiérvelos  unos 2 minutos. Cúbrelos con aceite de oliva con la ayuda de un pincel, aderézalos y ensarta cinco o seis en los dos palitos de madera que has pasado por agua. Ahora podrás voltearlos con un toque. Ásalos hasta que estén crujientes pero tiernos, entre 3 y 5 minutos, dándoles una sola vuelta.

Espárragos

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...