Batidos de proteínas: sácales todo el jugo

Descubre aquí todo lo que siempre has querido saber sobre los batidos de proteínas.
Julio César Ortega -
Batidos de proteínas: sácales todo el jugo
Batidos de proteínas: sácales todo el jugo

¿Qué son los batidos de proteínas?

Son compuestos cuyo principal ingrediente es el lactosuero (whey), el tipo de proteína más extendido del mercado y el más recomendable por su alto valor biológico.

¿Qué es el valor biológico?

Es el grado de asimilación por el organismo que tiene una determinada proteína. Puede considerarse de alto valor biológico cuando lleva los nueve aminoácidos esenciales que necesita el ser humano, lo que ocurre con las proteínas de origen animal.

¿Cuánta proteína lleva un batido?

El porcentaje en los actuales productos varía entre un 20% y un 90%, cantidades que suelen complementarse con otras de carbohidratos y aminoácidos.

¿Cuándo es mejor tomar los batidos?

Lo más recomendable es hacerlo en un máximo de 45 minutos desde el fin de tu entrenamiento. Deberías prescindir de su consumo los días que no entrenes.

Publicidad

En su justa medida

Uno de los errores más frecuentes en el consumo de batidos de proteínas es caer en el abuso. Un hombre sedentario debería tomar diariamente entre 0,8 y 1 gramo de proteína por cada kilo de peso. Esta cantidad aumenta al intervalo entre 1,2 y 1,4 gramos al día por kilo de peso en los hombres que hacen un entrenamiento de fuerza. Por ejemplo, si pesas 75 kilos y entrenas moderadamente, deberías ingerir unos 97,5 gramos de proteína cada día.


Los expertos coinciden en que en ningún caso debe sobrepasarse los 2 gramos al día por kilo de peso. Hacerlo no comporta ninguna mejora en el deseado proceso de hipertrofia muscular y sí supone asumir unos riesgos para la salud. Así lo ha ratificado en sus estudios el profesor José María Heredia, del departamento de Educación Física y Deportiva de la Universidad de Granada: "Los síntomas más comunes en el abuso de proteínas son la deshidratación y el aumento de carga de trabajo al hígado, pudiendo llegar incluso a producirse una cirrosis".

El cálculo renal es otra de las consecuencias clásicas a largo plazo, ya que el exceso de proteínas es expulsado del cuerpo por la orina. Tu dieta hiperproteica también podría volverse en tu contra y causarte problemas de obesidad, ya que los sobrantes de aminoácidos se transforman en ácidos grasos y triglicéridos. Así pues, es imprescindible que controles bien las cantidades.


Ten en cuenta que una dosis normal de proteína en polvo -una cucharada sopera diluida en agua o en leche- suele rondar los 50 gramos, lo que significa que si la proteína es al 90%, estás consumiendo unos 40 gramos, un elevado porcentaje del total diario. El resto debería proceder de una dieta variada.

Un tipo para cada tipo

Si eres...

...novato: Concentrado de suero
...entrenador nocturno: Proteína de caseína
...intolerante a la lactosa: Aislado de suero
...vegetariano: Proteína de soja
...de estómago delicado: Proteína 100% hidrolizada

Publicidad
Te recomendamos

El Punto G, algo a tener en cuenta para las mujeres... y los hombres...

Deshazte de los kilos que has cogido este verano e introduce hábitos saludables en tu...

Remata este gran momento dejando todo tu vello a punto para la rentrée! ...

Así son las nuevas zapatillas 'para volar', según la diseñadora Tara Schick...

Estar afeitado en un festival es un plus a tener muy en cuenta...

Presentada la Nike Zoom Pegasus Turbo: La mezcla perfecta...