¿Funcionan los remedios caseros contra el resfriado?

Sopa de pollo, ajo, miel…. Esto es lo que dice la ciencia sobre los clásicos para curar el resfriado.
Martín Iraola -
¿Funcionan los remedios caseros contra el resfriado?
¿Funcionan los remedios caseros contra el resfriado?

Una sopa de pollo

Tu abuela y tu madre te lo han dicho siempre, pero resulta que ahora la ciencia les da la razón. La ciencia ha comenzado a apoyar lo que las madres han entendido durante siglos.

El calor, la sal y la hidratación proporcionada por la sopa de pollo puede realmente luchar contra el virus del resfriado. Los estudios de laboratorio han demostrado que los ingredientes de una sopa de pollo con verduras podría matar células virales y prevenir el crecimiento de los nuevos .

La sopa también puede proporcionar un efecto anti-inflamatorio en el tracto respiratorio superior, que ayuda a aliviar los síntomas.

Desafortunadamente, los beneficios de la sopa de pollo parecen estar limitados por la rapidez con la que la sopa sale del cuerpo . No existe ninguna indicación de que pueda ayudar en la prevención de los resfriados. Ahora bien, se trata de parte un remedio seguro y sin efectos secundarios negativos, y la evidencia científica apunta más a favor de sus propiedades para combatir el resfriado que en contra.

Publicidad

El ajo

Aunque algunas investigaciones sugieren que el ajo es eficaz en la reducción de la presión sanguínea y la curación de condiciones micóticas de la piel, el Instituto Nacional de la Salud (EE.UU.) considera que las pruebas son insuficientes para saber si el ajo trata efectivamente o previene el resfriado común.

Aunque no hay una razón sólida para creer que el ajo no funciona, la evidencia es demasiado débil para concluir que es útil en la prevención o el tratamiento del resfriado común.

Publicidad

Irrigación nasal

Típicamente, una solución salina (agua salada) es utilizada para enjuagar los senos. La irrigación nasal salina es comúnmente usada para aliviar o prevenir los síntomas de la congestión y la inflamación en personas con alergias o infecciones frecuentes de los senos nasales.

Debido a que este proceso puede reducir la inflamación de las membranas mucosas y despejar la acumulación en los senos, muchas personas también creen que ayuda a prevenir los resfriados y a tratar sus síntomas. Equipos de irrigación nasal salina se venden sin receta en las farmacias.

Una solución salina caliente se vierte desde una jeringa o un recipiente de tetera a través de cada fosa nasal, drenando el otro orificio nasal.

Las principales revisiones de las investigaciones existentes han demostrado que la irrigación nasal puede ser eficaz en el alivio de los síntomas de la sinusitis o rinitis en pacientes con problemas.

Se encontró que era incluso más útil cuando se combina con otros tratamientos, como medicamentos descongestionantes o antibióticos.

Publicidad

La miel

Una revisión del 2014 realizada por la Cochrane Collaboration en 2014 analizó 3 estudios que compararon la miel con uno o más de los siguientes: jarabes para la tos sin receta médica que contienen dextrometorfano y difenhidramina, ningún tratamiento y un placebo. ¿Su conclusión? La miel fue más eficaz en el alivio de la tos que cualquier tratamiento y placebo, y puede ser un poco mejor que la difenhidramina para reducir la frecuencia y gravedad de la tos.

¿Lo deberías probar? Tal vez. La tos ayuda a deshacerse del exceso de mucosidad, por lo que no quieres detener la tos por completo, y los estudios revisados involucraron solo a niños. Pero si estás pensando en un tratamiento para la tos de venta libre (OTC), ten en cuenta que la Cochrane Collaboration encontró poca evidencia en cuanto a que estos remedios sean eficaces y que la Academia Estadounidense de Pediatría dice que no funcionan en los niños pequeños y pueden suponer un riesgo.

Publicidad

El zinc

El zinc se ha usado durante décadas para calmar los síntomas, reducir la duración y prevenir el resfriado común. 

El cuerpo humano utiliza zinc para apoyar la salud del sistema inmune y los ojos. También es importante para la salud de las células, la curación de heridas, y la síntesis de proteínas.

El zinc se puede encontrar de forma natural en alimentos como las ostras, carne de res, frijoles y avena. También se añade a los productos de granos enriquecidos como el pan y los cereales.

Algunos ensayos mostraron una disminución significativa en el número y la duración de los resfriados por año en los individuos que toman pastillas de zinc y suplementos, pero otros no muestran diferencia entre el zinc y grupos de control o grupos de placebo.

La evidencia a favor de las pastillas de zinc ha demostrado poder preventivo y una gran reducción en la duración de los síntomas y el absentismo.

Publicidad
Te recomendamos

En noviembre queremos que cuides de ti...

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Lo retro está otra vez aquí, ¡y este complemento no podía ser menos!...