¿Aún estudias? Pues hazlo por la noche

Hincar los codos de madrugada es más productivo, aunque no hay que confundirlo con estudiar la noche de antes de un examen...
Raúl Gorrías -
¿Aún estudias? Pues hazlo por la noche
¿Aún estudias? Pues hazlo por la noche

Lo has hecho y lo sabes. En más de una ocasión, se te habrá echado el tiempo encima en época de exámenes y habrás decidido probar suerte estudiando la noche de antes, con el café en mano como acompañante de lujo. Es más, seguro que incluso podrás alardear de haber aprobado así alguna vez. Sin duda alguna, esta es una conducta que nos caracteriza a muchos hombres, pero no siempre funciona, ya que hay veces que el tiro acaba saliendo por la culata.

Sea como sea, resulta que estudiar por las noches es más productivo que hacerlo por las mañanas. Así lo asegura una investigación realizada por el portal Examtime.es, que destaca que el silencio y la tranquilidad del crepúsculo aumentan la capacidad de asimilar conceptos y de concentrarse.

Estudia a menudo

No obstante, eso no quiere decir que te lo juegues todo a una carta empollando en la madrugada anterior al examen. Si bien se puede retener más información tras el ocaso, este estudio subraya precisamente que no hay que confundir el hecho de hincar los codos de noche y regularmente con el hecho estudiar justo la noche anterior al examen, ya que aunque a veces hayas salido triunfador de la batalla, tomar la segunda senda puede ser perjudicial.

De hecho, otra investigación de la Universidad de California en Los Ángeles (EE.UU.) ha apuntado también que sacrificar el sueño un día antes de una prueba es arriesgado. ¿El motivo? Pues porque el rendimiento se consigue cuando hay un equilibrio entre el tiempo de estudio y el sueño, por lo que hacer un sobreesfuerzo la noche previa a un examen empeora los resultados (a no ser que tengas la suerte de que te pregunten sólo lo que memorizaste).

Consejos para un mayor rendimiento

Así pues, si tienes la capacidad y predisposición suficiente como para ponerte a encadenar varias noches de estudio, aplícate el cuento y asegúrate una buena nota. En ese sentido y para lograr un mayor productividad mental, Carlos Martínez, director de IMF Business School, aconseja lo siguiente: elaborar una rutina para que el cuerpo se acostumbre a estudiar de noche, descansar durante el día, cuidar la zona de estudio e iluminarla correctamente.

Y por último y no por eso menos importante, es vital que tengas un control del tiempo para no perder la noción y poder planificar el tiempo de estudio y descanso. El caso es que debes seguir estudiando siempre que puedas, ya que, por si no lo sabías, tu esperanza de vida puede incrementar hasta ocho años si cultivas tu mente...

Te recomendamos

¿Qué pasa cuando eres deportista pero tu cuerpo rechaza alimentos como los cereales, ...

Las fibras capilares son una gran solución contra la pérdida de pelo...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Puedes entrenar en casa igual (o mejor) que en un gimnasio...

Ha llegado la hora de ponerle fin al problema y optar por el microinjerto capilar en ...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...