El pegging, la última moda sexual entre los hombres

Si te gustan los orgasmos 'normales' esto te a a encantar
GIGI ENGLE -
El pegging, la última moda sexual entre los hombres
El pegging, la última moda sexual entre los hombres

Si te decimos que esta práctica sexual te dará el orgasmo más intenso de tu vida, te lanzarás como loco a probarlo. Sin embargo, por alguna razón que desconocemos los hombres se resisten históricamente a ‘jugar’ con su próstata. Esto es algo que está cambiando, como queda reflejado con el aumento de la popularidad del ‘pegging’.

¿Qué es el pegging?

Es muy sencillo. Es una práctica en la que la pareja penetra analmente al hombre con algún juguete sexual. Es totalmente independiente a la condición sexual de los practicantes y hay muchas posturas sexuales para hacerlo.

Estimular la próstata por esta vía se convierte en una fuente de tremendo placer para los hombres. Es una zona erógena que se suele pasar por alto, y hay evidencias de que la estimulación prostática ayuda a tener mejores erecciones y unos orgasmos más intensos. Sin embargo, no necesitas llegar al ‘pegging’ para lograr sacar todo el partido a la próstata, ya que con estimular la zona puedes llegar a notar el placer.

Vamos a dejar claro que introducir cosas por el culo no te hace ser gay. “No se activa un botón que cambia tu condición sexual. La penetración anal es una estimulación física que puede ser muy placentera”, explica la sexóloga Lola Jean. Cada vez más hombres se atreven a probar y experimentar, y prueba de ellos es el aumento de ventas de estimuladores prostáticos en los últimos cinco años. Además, el pegging es una práctica pensada no sólo en los hombres; “Para ellas, sentir el control y la capacidad de dominar al hombre por esta nueva vía, dándole placer, es una experiencia también muy interesante”, sentencia Lola.

¿Cómo probar el pegging?

Antes de nada debéis de hablar de manera ‘oficial’ sobre el asunto, tratarlo con naturalidad y demostrar entusiasmo al respecto. Una vez que las dos partes estáis de acuerdo en probarlo hay que ir poco a poco. Debes de masajear la zona antes de plantearte introducir un dedo o un juguete.

Finalmete, usa lúbricamente para mantener relaciones sexuales. La zona es muy sensible y necesitarás paciencia y mucho lubricante para que todo salga bien. Usa productos que se adapten a tus gustos y a tus necesidades… y a disfrutar.

Te recomendamos

¡Supera el reto y conviértete en portada de Sport Life!...

Aquí tienes la colección oficial de New Balance para el Maratón de Nueva York...

En otoño se acelera la caída del cabello. Lucha contra ello....

El Punto G, algo a tener en cuenta para las mujeres... y los hombres...

Remata este gran momento dejando todo tu vello a punto para la rentrée! ...

Así son las nuevas zapatillas 'para volar', según la diseñadora Tara Schick...