Mitos y verdades sobre la eyaculación precoz

Una de las cosas más frustrantes y vergonzosas para los hombres puede ser la eyaculación precoz. Es algo inesperado que puede transformar una de las cosas más placenteras del mundo en algo muy decepcionante.
MEN'S HEALTH -
Mitos y verdades sobre la eyaculación precoz
Mitos y verdades sobre la eyaculación precoz

Una de las cosas más frustrantes y vergonzosas para los hombres puede ser la eyaculación precoz. Es algo inesperado que puede transformar una de las cosas más placenteras del mundo en algo muy decepcionante. A nadie le gusta tener que pedir perdón antes, durante o después de tener sexo.

Sin embargo, aunque resulte complicado de creer es algo muy común. “La eyaculación precoz es un problema que afecta a casi todos los hombres en algún momento de su vida”, explica el urólogo de la Universidad de Washington Thomas J. Walsh. Es más frecuente sufrir esta enfermedad durante la década de los 20 y los 30, pero también puede ser en otro momento de tu vida.

Aunque mal de muchos sea consuelo de… la realidad es que para conseguir mejorar en este aspecto es importante cambiar ciertos hábitos y entrenar algunos ejercicios.

 

¿Cuánto es la duración media en la cama?

En un estudio de 2005 realizado a 500 parejas heterosexuales con relojes que cronometraban el tiempo entre la penetración vaginal y la eyaculación durante cuatro semanas, la media fue de 5.4 minutos. Muchos chicos no duran tanto en la cama, y otros estudios hablan de cerca de dos minutos como ‘estándar’.

Si tardas en eyacular menos de un minuto durante la penetración, aunque intentes retrasarlo, tienes que consultar a tu urólogo sobre la eyaculación precoz. Una de las razones por las que es tan frustrante es porque no tienes control sobre tu persona. Sin embargo, por muy desesperado que estés, hay soluciones para mejorar en este aspecto.

 

Lucha contra la eyaculación precoz

Publicidad

Haz ejercicios de Kegels, trabajando los músculos del suelo pélvico. Para saber a qué nos referimos, intenta a cortar el pis mientras estás orinando. Corta y déjalo ir, corta y déjalo ir… así.. Así sabrás qué músculos tienes que ejercitar y no los confundirás con otros.  Otra manera es intentar ‘elevar’ tus testículos sin ayuda de las manos.

Una vez que los has identificado, haz series de 10 segundos. Descansa, otros 10… y así. Lo bueno de estos ejercicios es que lo puedes hacer en cualquier lado y cualquier momento. “Un estudio demostró que el 61% de hombres mejoraron su eyaculación precoz rehabilitando los músculos del suelo pélvico”, explican a Men’s Health.

Limita tus penetraciones e intenta seguir con su placer de otras maneras, puedes masajear otras zonas con tu pene, como el clítoris, la entrada de la vagina, el punto G, etc. Si piensas que vas a llegar al punto de no retorno, frena sin sacrificar su disfrute.

Cambia de postura

En lugar de mantener siempre la misma postura cambia diferentes para que la relación sexual dure más. Cambiar tu cuerpo hará que des pausas a diferentes ‘sensaciones’ que ayudarán a que el viaje a la eyaculación no sea tan corto.

Si necesitas inspiración, aquí tienes algunas posturas sexuales para probar. Además, evita ‘el perrito’, ya que es la manera más rápida para que un hombre logre el orgasmo.

Ensaya durante la masturbación

Retrasar el orgasmo mientras te masturbas es una de las maneras más efectivas de luchar contra la eyaculación precoz. Mastúrbate hasta que estés muy cerca de eyacular y para cualquier tipo de masaje. Retoma pasado un tiempo y vuelve a parar. Así unas cuantas veces. Está técnica ayuda a enseñar a tu cuerpo y a tu mente a controlar tu respuesta a la eyaculación y alargar el proceso.

 

Otros factores que influye en la eyaculación precoz

Publicidad

La ansiedad y el estrés pueden ser factores a tener en cuenta en lo que a eyaculación precoz se refiere. Sin embargo, no son los únicos. También otros indicadores como el colesterol, la presión sanguínea, o el azúcar en la sangre pueden influir en la duración de las relaciones sexuales.

Para conseguir solucionar muchos de estos factores, más allá de los consejos anteriores, te recomendamos el Yoga. Esta disciplina te ayuda a mejorar los músculos Kegel, ya mencionados, y además el Yoga mejora tu vida sexual gracias a los ejercicios realizados con el cuerpo y con la mente. 

Publicidad
Te recomendamos

Llega el momento de arreglar todo el vello, desde la cabeza, pasando por la barba has...

Protegerla no es lo único importante para tu piel este verano...

Proteger tu piel mientras haces deporte, ¡imprescindible en esta época!...

Llega la bici inteligente que se adapta a todas tus necesidades....